GUERRA E IMPOTENCIA

Por HERMANN TERTSCH
ABC Sábado, 24.08.13

Todo apunta a que sí se han utilizado armas químicas en la guerra civil de Siria. Y no por primera vez. Ya hubo denuncias en pasados meses. Con muertes similares, no explicadas, sospechosas. Tiene sentido como estrategia utilizar estos gases de forma aislada y menor en un principio. El efecto del terror total se logra. Pero no hay pruebas. Diversos gases atacan al sistema nervioso, tienen su efecto letal y se disuelven después sin dejar huella en el cadáver. Será difícil probar nada. Eso si existe disposición a probarlo. Porque el hacerlo obligaría a medidas que nadie quiere concretar y nadie quiere asumir. Por eso se han puesto todos realmente nerviosos ahora. Y no es un «paripé humanitarista», como montan a veces los gobiernos para demostrar buenos sentimientos ante sus opiniones públicas. Tienen miedo porque muchos cuentan con que la guerra de Siria se amplíe y agrave. Y nadie excluye que se extienda a países vecinos.

En este contexto, los «ensayos» con armas químicas en ciertos frentes actuales podrían augurar que alguien estudia abandonar en un futuro la contención habida. O que al menos ese es el mensaje que se transmite. Aunque también existen razonables dudas de que Assad haya recurrido a estas armas en un momento que no es, ni mucho menos, el más amargo para él en los dos años de guerra. La reacciones son nerviosas y revelan la impotencia. Todos saben, Assad también, que nada le costará más a Obama que meterse en una guerra en los dos años finales de su mandato. Sin EE.UU., las intenciones de británicos y franceses son un brindis al sol. Con una Alemania sin intención de participar. La situación en Egipto ha venido a ayudarle al sátrapa sirio. La opinión pública occidental no ve una oposición siria que merezca su ayuda pese a las salvajadas del régimen. Sino unos grupúsculos peores que los Hermanos Musulmanes. Igual que no hay escenario de reconciliación en Egipto, no hay escenario de paz en Siria. Estamos en un momento de guerra en que muchos ya sólo rezan para que no sea una inmensa contienda incontrolable en un futuro no lejano.
Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s